martes, 25 de agosto de 2009

Mi pueblo


Ver mapa más grande

Pequeño. Apenas queda nada de sus características, quizá más en la gente, que en el entorno en sí. Donde hasta hace muy poco teníamos un pequeño núcleo de población y la mayor parte de los habitantes diseminados por la huerta, que además se trabajaba intensamente, dando la mayoría de la subsibstencia a, sus habitantes, ahora, encontramos un pueblo algo más grande, no excesivamente cierto es, pero sí, una gran cantidad de zona urbanizada en la casi desaparecida por ello zona de huertos. Es, cómo una gran urbanización, pero, con cada casa, en los terrenos familiares antaño dedicados a una cosa, ahora a vivienda.
Sí, se mantienen muchas tradiciones, y de las más rancias en el sentido de antigüedad y aceptadas y así más o menos mantenidas por la población. Ahora, cómo en tantos pueblos de España, toca celebrar fiestas , las fiestas del pueblo, dedicadas a quienes se decidió ni sé cuándo. Los padres de María, la Virgen María, los abuelos del Señor, de Jesús, estos son los patronos del Rincón, y en honor a quién se hacen las fiestas aunque, va en franca disminución la celebración religiosa y no así la más pagana. Tampoco nada distinto a lo más habitual hoy en día, en esta sociedad, cada vez más laica en según qué momentos.
En fin, un pueblo de la huerta , cada vez con menos de ello, y más cemento. Mi pueblo

Poca huerta, mucho asfalto

1 comentario:

Luz de Gas RadioBlog dijo...

Si cada vez es más laica todas mis bendiciones